25 years delivering
high reliability electronics

Buen Equipo, Buenas Herramientas, Bien desde la Primera Vez

Constituida en 1990, MADES fue la primera compañía en establecerse en el PTA como Hughes Microelectronics en abril de 1992. Poco después, en 1997 la planta se incorporó Raytheon Company tras completarse la compra de la división Hughes Aircraft a la cual pertenecíamos.

Ahora como MADES, 25 años después, la fábrica mantiene su condición de actor principal en la industria. Desde el principio, se apostó por Málaga como epicentro desde el que explotar las posibilidades de crecimiento y el abanico de oportunidades existentes para presentar servicios de fabricación e integración de sistemas electrónicos tanto a nivel nacional como internacional de una manera competitiva.

De hecho, MADES ha evolucionado hasta convertirse en un proveedor líder de sistemas electrónicos de precisión y subsistemas para los mercados Aeroespacial, de Defensa e Industrial.

La sostenibilidad de una compañía solo es posible evolucionando constantemente, tanto a nivel de talento como a nivel de capacidades.

La principal evolución la podemos ver en nuestro equipo. El crecimiento y desarrollo que ha experimentado la plantilla permiten que hoy día MADES sea socio tecnológico de empresas líderes en aeroespacial y defensa, normalmente Tier 1 y principales contratistas.

Esta experiencia nos ofrece la posibilidad de diversificar nuestra área de negocio hacia aplicaciones industriales de alta fiabilidad, donde podemos destacar nuestra presencia en los mercados médico, automoción y energético entre otros.

Adicionalmente, estas mejoras también deben aplicarse sobre capacidades. En este sentido, las constantes inversiones en equipamiento mantienen a MADES en la vanguardia tecnológica. Principalmente se refuerza nuestra propuesta de desarrollo de productos e industrialización de los mismos; estrategia es fruto de las necesidades de nuestros clientes. MADES sabe que uno de los principales retos a los que se enfrenta la industria es la puesta en el mercado de ideas innovadoras y proyectos a costes competitivos y en un tiempo récord.

Inspirando, descubriendo y creando juntos durante más de 25 años

  • 1990

    Hughes Microelectronics Europa España se establece en Málaga.

  • 1992

    Apertura de la fábrica en el Parque Tecnológico de Andalucía. Se fabrican los primeros microchips para identificación de mascotas, así como llaves de prepago y sistemas de ayuda a la conducción, incluidos los módulos de control de airbag. Los módulos de control de airbag permiten desarrollar las mejores prácticas en control de procesos, calidad avanzada, mejora continua y lean manufacturing, ampliando nuestra proyección multinacional.

  • 1997

    Raytheon compra la fábrica de Málaga que cambia de nombre y pasa a denominarse Raytheon Microelectronics España y, entre otras líneas de negocio, inicia una nueva línea de fabricación de sondas de pesca y electrónica para Raymarine.

  • 2003

    La fábrica de Málaga se incorpora a ELCAN Optical Technologies, una división de Raytheon, cuyas capacidades ópticas complementamos con nuestra presencia en Europa y el soporte a sus sistemas electro-ópticos. Comenzamos a fabricar los primeros sistemas electrónicos para aeronáutica y defensa, aplicando las mejores prácticas desarrolladas a lo largo de los 10 primeros años de experiencia en sistemas electrónicos críticos industriales y de automoción.

  • 2011

    En el marco de una reestructuración de mayor nivel dentro de Raytheon, la fábrica de Málaga se separa de ELCAN, y adopta la denominación de Raytheon Spain. Con un mayor enfoque en nuestras capacidades de fabricación electrónica y nuevas inversiones en control de procesos y fiabilidad, reforzamos el valor ofrecido a los clientes, abriendo nuevos programas y líneas de negocio tanto en España como a escala internacional.

  • 2015

    El grupo estadounidense American Industrial Acquisition Corporation (AIAC) compra a Raytheon la fábrica de Málaga. Nuestra denominación cambia a MADES (Málaga Aerospace, Defense and Electronics Systems). La estrategia, los sistemas, el equipo humano y los clientes se mantienen, conformando una sólida base para el crecimiento futuro. Málaga dispone ahora de mayor libertad a la hora de explorar oportunidades y mercados diversos. AIAC se compromete a seguir mejorando los robustos sistemas heredados, invertir en expansión y en esfuerzos de desarrollo tecnológico.